Selección proveedor cloud

Dentro de la variedad, pocos proveedores cumplen los requisitos para satisfacer las necesidades del negocio, hay que pensar claramente antes de contratar o renovar sus servicios.

Algunos de los requisitos que tendríamos que valorar y tener en cuenta son:

Relaciones.

Si pensamos trasladarnos al Cloud las relaciones con nuestro proveedor no pueden seguir el modelo transaccional tradicional.

Las empresas actualmente tienen que ser muy  dinámicas para poder triunfar, sus necesidades cambian y crecen continuamente. El proveedor seleccionado ha de estar preparado para ser nuestro nuevo socio en el  negocio.

Hay que dejar claro que esperamos con su ayuda para poder sacar el máximo rendimiento de nuestra inversión tecnológica.

Excelencia en operación.

El hecho de que un proveedor se haya gastado millones en su data-center no significa que sepan cómo hacerlo funcionar.

Los apagones y fallas en el servicio se producen porque se hizo algo que se suponía no se tenía o no debía hacer.

Una buena gestión de servicios basada en mejores prácticas, con personal  experimentado en el manejo de sistemas críticos conducen a esta excelencia.

Experiencia en migraciones.

Nuestros viejos sistemas, llenos de datos sin optimizar, no funcionaran mejor por estar en la nube.

Debemos apoyarnos en proveedores con profunda experiencia, que nos ayuden en la migración. Optimizado y dimensionando correctamente el nuevo sistema, dejándolo  listo para operar con éxito.

Equipo de soporte accesible.

No nos podemos permitir largas esperas, respuestas automáticas, procesos ineficaces.

Necesitamos un  equipo receptivo, con personal que nos conozca y que sepa resolver rápidamente nuestros incidentes.

Informes SLA fiables.

Si algo tiene que ir mal, irá mal, es la naturaleza de las cosas. Si escogemos un proveedor con una gestión de sus procesos madura,  será menos probable, pero aún así acontecerá, errar es humano.

Nuestro proveedor tiene que ser honesto en los informes que nos proporciona sobre tiempos de inactividad, tiene que ser proactivo en la resolución de problemas y eficiente en la búsqueda de su causa raíz.

Debe ofrecerse a reuniones de revisión del desempeño de las SLA de nuestros contratos.

Tiene que buscar mejorar nuestra satisfacción, tomando medidas para añadir más valor al servicio que nos presta.

Conocimiento del negocio.

Grandes Chef, no hacen grandes restaurantes.

Necesitamos un socio estable, diligente, que sepa cómo gestionar su negocio, que cumpla con los criterios establecidos en  nuestra relación, que este incluso dispuesto a compartir conocimientos de negocio con nosotros.

Un proveedor que nos ayude a sacar el máximo partido de nuestra inversión, a entender e incorporar mejoras tecnológicas para que nuestro negocio crezca y de este modo también su contrato.

Necesitamos un socio que quiera crecer con nosotros y que no se quede atrás.

Normas y políticas transparentes.

Las políticas no pueden ser tomos encriptados de información, deben ser claras y lo mas importante medibles, si nosotros las podemos entender, entonces los empleados del proveedor también, lo que significa que pueden seguirlas.

Si parecen que quieren ocultar algo, es porque probablemente lo hacen.

Deberíamos trabajar con proveedores que hacen una revelación completa de sus políticas y procesos.

No solo se trata de dejar en manos de los abogados, por si llegado el caso se pueda conseguir el máximo de una indemnización o se sepan mover en los entresijos de disputas legales.

Amplios conocimientos y experiencia tecnológica.

Necesitamos un proveedor con un  equipo fuerte y polivalente de técnicos, son la clave del éxito. Obviamente debe estar también presente una profundidad apropiada de esos conocimientos.

Los grandes proyectos deben ser alineados con el equipo del proveedor, pero también se necesita a un equipo que sepa dar respuesta, analizar, aislar la causa de un problema y tomar las medidas adecuadas para resolverlo, sin dar vueltas interminables para finalmente darnos cuenta que volvemos a estar al principio del proceso.

Personal qualificado en análisis del negocio.

Las respuestas a nuestros requerimientos no pueden ser solo técnicas, nuestro proveedor debe presentar opciones y ayudarnos a tomar las decisiones tecnológicas mas adecuadas para poder conseguir nuestros objetivos.

No puede ser la misma persona que soluciono un problema técnico la que presente estas opciones.

Accesos de baja latencia, centros de datos conocidos.

La latencia es el tiempo que tarda un paquete de datos en cruzar la red para ir desde el emisor hasta el receptor.

Claro está que el proveedor buscara optimizar sus costes buscando localizaciones donde estos sean los menores posibles.

Pero necesitamos a un proveedor con data-centers próximos que puedan ofrecer accesos de baja latencia a nuestros sistemas y datos.

Aunque no sea de importancia para nosotros, debemos tener en cuenta la seguridad y tranquilidad que da la posibilidad de que podamos visitar las instalaciones en donde estos se encuentran.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
CONTACTO
small_c_popup.png

Documento

¿Como me adapto al control horario obligatorio?

small_c_popup.png

Contacta con nosotros

¿Necesitas una demo?